Bitcoin es finito. El valor refugio perfecto.

¿Qué hace a Bitcoin el valor refugio perfecto? ¿Es su propiedad finita más que suficiente? ¿Por qué? ¿Qué implica realmente que algo sea escaso, finito o limitado?

La creencia de que los recursos son limitados, finitos o escasos, proviene realmente de un malentendido de la naturaleza real de la palabra escasez, que es un concepto clave en economía. La cantidad absoluta de materia prima que hay en la tierra es demasiado grande para que realmente el ser humano la comprenda, y de ninguna manera eso fija un límite en cuanto a cuánto el ser humano puede producir a raíz de ella.

¿Por qué? Porque hay mucha más de la que jamás podremos conseguir. Llevamos siglos haciéndolo y apenas hemos conseguido rasgar la superficie terrestre. Y cuanto más profundo vamos, más encontramos. Lo que de verdad puede determinar un límite realista en cuanto a lo que podemos coger u obtener de un recurso, es el tiempo humano que somos capaces de dedicarle a producirlo, a extraerlo, a obtenerlo, el tiempo humano, es la clave.

El único recurso escaso y real, aparte del Bitcoin, es el tiempo humano.

Tiempo humano: El único valor limitado.

En el libro, «El último recurso» de Julián Simón, el economista habla de cómo el único recurso limitado y de hecho, lo único que se le podría llamar recurso, es el tiempo humano.

Siempre se puede producir más de algo, si se destina más tiempo humano hacerlo. Por lo tanto, el coste real de un bien siempre es el coste de oportunidad de estar produciendo una cosa en lugar de otra.

Por ejemplo, qué es más rentable que me ponga a plantar patatas o plantar cebollas, dependiendo de qué sea más rentable, dedicaré más tiempo humano a obtener este recurso. En toda la historia de la humanidad nunca nos hemos quedado sin una materia prima. Es más, debido a los increíbles avances tecnológicos que cada vez van a más, cada vez nos cuesta menos producirlas o adquirirlas. Por lo que realmente estamos en el punto histórico más bajo en el costo de la materia prima, no sólo no nos hemos quedado sin materia prima, sino que cada vez aumentan los puntos de extracción, porque además estamos cada vez requiriendo más recursos, cada vez consumimos más. Y para que un recurso de verdad pudiese entenderse como finito, las reservas que tenemos de él irían disminuyendo conforme fuésemos consumiendo más. Y no es así, no pasa eso. No sólo decrecen, sino que aumentan. Y los avances en la tecnología hacen que sea cada vez más fácil, más barato y más eficiente extraer esos recursos, obtener más, tener más y más yacimientos.

Por lo tanto, cualquier objeto o recurso en sí, o materia prima que la gente escoja para ser un valor refugio, aumentará de valor conforme la gente lo vaya demandando.

El futuro del valor refugio.

¿Y qué pasará cuando aumente el valor? Que será más rentable dedicarle tiempo a extraerlo, se destinarán más recursos humanos, más tiempo a extraer eso que la sociedad ha escogido como valor refugio momentáneamente. Eso es lo que consigue que aumente la oferta en el mercado y al aumentar dicha oferta, el valor de ese bien refugio o valor refugio caerá de nuevo, perdiendo su cualidad como valor refugio.

Y eso es lo que pasa con algo de lo que se puede producir más, si vale más, se dedicará más tiempo humano y entonces hay más oferta y vuelve a valer menos.

Valor refugio y la inflación.

Tan solo el oro ha estado cerca realmente de solventar este problema de la inflación acerca de lo que históricamente siempre se había considerado dinero.

El oro es de las pocas cosas, que aunque no se acabe, es muy difícil extraerlo en demasía.

El patrón oro resultó ser uno de los periodos económicos más prósperos y gloriosos de la historia de la humanidad, hasta que vino Nixon y lo abolió en el 1971.

Bitcoin es el valor refugio por excelencia.

Y así en 2008-2009, llegó el Bitcoin con una de sus facetas y asombrosas cualidades técnicas. Por primera vez en la humanidad, las personas teníamos acceso a un bien cuya producción es estrictamente limitada.

No importa lo que pase, no importa cuánto valga, como máximo habrá siempre veintiún millones de bitcoins, al no poder aumentar la oferta, si de algo se demanda más, y de Bitcoin cada vez hay más demanda, su precio solamente podrá subir de valor porque su oferta es finita.

Aunque quisieras dedicarle más tiempo humano a producir más, para aumentar su oferta en el mercado y que bajase su precio, no se podría y por lo tanto el precio únicamente puede subir y a lo que cada bitcoin se puede dividir en cien millones de unidades llamadas satoshis, el resultado es un increíble potencial de crecimiento y de usabilidad cuando el precio explote.

Y es que este concepto técnico que lo hace estrictamente escaso, lo convierte en el recurso ideal para convertirse en valor refugio perfecto.

Bitcoin es el único bien que conocemos que no puede ser degradado, no puede imprimirse más. No importa cuánto suba de valor, no puede ser inflado.

En el año 2140 no se podrá producir ni uno más, habrá llegado al CAP de 21 millones de unidades y ya está, hasta ahí. El Bitcoin es capaz de conseguir esto gracias a su existencia puramente digital, sino no sería posible que le permita tener los mejores elementos y las mejores ventajas del dinero físico sin tener esas restricciones a la hora de transportarse.r

Te dejo aquí el link de mi video Las 5 Cualidades + 2 del dinero. Bitcoin y sus Fundamentales, donde hablo de las cinco más dos cualidades del dinero y te comparo todas las bondades que han hecho al oro, el valor refugio perfecto durante los últimos 5000 años y cómo el Bitcoin adopta sus cinco cualidades principales y además aportar dos más. Y en las cinco, Bitcoin gana al oro de lejos, además de aporta dos cualidades más que son muy importantes, ya que proporcionan algo que nunca hemos tenido en el dinero.

Bitcoin es la mejor tecnología jamás inventada para ahorrar y si no puedes entender exactamente lo importante de esta última frase, ¿por qué necesitaríamos algo como Bitcoin para ahorrar?, y no vale colaborar con euros o dólares, es porque te falta un concepto macroeconómico de suma importancia que todo el mundo debería aprender, y que es una de las bases de la educación financiera. Porque el quedarte anclado o anclada en el sistema monetario financiero tradicional, en el euro o en el dólar, está haciendo que pierdas poder adquisitivo a diario.

Tu capital, tu patrimonio se diluye a diario y esto es algo que debes comprender para ser capaz de protegerte. El Bitcoin es el escudo perfecto ante este ataque masivo que ejercen los gobiernos con la inflación, esa termita financiera que corroe nuestro dinero día a día.

Es importante que entiendas estos conceptos macroeconómicos claves, al final de este artículo te voy a dejar el acceso al curso Bitcoin y sus fundamentales ¿Qué es y por qué es importante para ti? En él, aprenderás todo acerca de Bitcoin, vas a poder convertirte en un experto en la materia para poder tomar decisiones fundamentadas, para poder invertir o comprar Bitcoin basándote en el conocimiento que te permite protegerte.

Vamos mucho más allá de ganar dinero con las criptomonedas. Olvídate de eso de «compro esto y lo vendo aquí». El Bitcoin viene para protegerte, viene para solucionar uno de los problemas financieros más grandes que hay en la humanidad que está destrozando a la clase media, que hace que el rico sea cada vez más rico y el pobre cada vez más pobre. Si no quieres caer en ese pozo sin fondo, ve abajo al final y mira de qué va el curso. 

Simplemente chequea el contenido, porque te aseguro que no te arrepentirás.

No quiero despedirme sin invitarte a este curso que está pensado para ti: «Fundamentales del Bitcoin», donde te guío paso a paso, para que puedas entender qué es bitcoin, cuáles son las cualidades que lo hacen único y cómo funciona su tecnología de una forma clara y sencilla. Después de este curso estarás más preparado para subirte a este tren. Así entenderás a fondo de qué se trata y podrás tomar las decisiones adecuadas a la hora de invertir en esta criptomoneda.

Para finalizar, aquí debajo te comparto el video sobre el contenido de hoy en caso de que prefieras ese formato.

¡Un abrazo! Y una vez más, gracias por compartirlo con quienes creas que le sacarán provecho al máximo.

¡Comparte!